Reflexiones taurinas de Equima

Por aquello de la falta de tiempo y atender mis estudios acabé dándole un pase por alto a la noticia de los tentaderos taurinos que tendrían lugar en Ferias Jaén dentro de Equima la reconvertida Feria del Caballo de Jaén que ha dejado huérfano a su amigo el toro después de la edición del pasado año.
No quiero dejar pasar la ocasión de dar cuenta de aquello que presencié pues tras tres días de tentaderos abiertos al público he guardado distintas impresiones que paso a contar.

Vaya por delante mi felicitación a Ferias Jaén por tener el detalle de ceder un hueco en la feria para dedicárselo al mundo del toro, y ese hueco se traduce en una plaza de toros portátil enterita para la Escuela Cultural de Tauromaquia de Jaén.Pues bien,resulta que no se llenó un sólo día ofreciendo únicamente el sábado por la tarde un aforo medio aceptable teniendo en cuenta que era algo gratuito.

En el aspecto ganadero me gustó lo de Giménez Indarte, que salió bueno a mi parecer a excepción de la becerra que se llevó Eduardo Jurado que no le dejó estar y también la que toreó el alumno de Alcalá de Guadaira.Tampoco quedó mal la primera becerra de “El Añadio” que salió el viernes y la primera también de “El Bañusco” el domingo”,pero insisto,destaco lo de Giménez Indarte pues de los tres tentaderos lo ví el más completo.

De los alumnos me quedo con la quietud del linarense Adrián Garrido que se quedaba más tieso que un poste de la luz,la tranquilidad de Francis Sutil (reconvertido en Curro Sutil) al que era la primera vez que lo veía delante.También la agradable sorpresa de Rafael Martínez,el chaval de 14 años que se ponía por primera vez delantes…después de tres años en la Escuela (por mucho que allí dijeran que llevaba nueve meses) al que ví valiente y tranquilón.Por último Juan Orozco “El Gallo” que era también la primera vez que yo lo veía delante de una res y que hay que subrayarle una profunda voluntad y mucha afición.Pudo torear los tres días,si bien no con el trato que se merece alguien que es novillero sin caballos ya que tratándose de un tentadero de exhibición como los que tienen lugar en la Feria del Toro de Sevilla,él fue de “tapia” los dos primeros días y se resistió a salir vestido de corto a torear pues como el mismo dijo “donde se ha visto ir de tapia vestido de corto” “yo voy como toda la vida se ha hecho”.Y lo afirmo y lo reafirmo pues cuando bajaba en coche con Javi Altarejos a Ferias Jaén me sorprendió ver bajar por la carretera a alguien a las 17:30 de la tarde por la carretera de Granada exponiéndose al peligro de los coches y cual sería mi sorpresa al adelantarle y darme cuenta que era él…

Francis Reina no estuvo agusto en la del viernes y se pudo desquitar con la del domingo.Edu Jurado cogió las riendas del profesorado y se dedicó a darle a todos las instrucciones desde el burladero.Alfonso Robles fue muy bien vestido los tres días,eso sí,con el mismo traje corto y me gustó como colocaba las becerras en el caballo y les andaba para atrás.De María Morillas lo que me sorprendió fue que sólo toreáse el viernes…en lugar de toda la Feria como el resto de compañeros.Y Curro Jiménez participó según su parte proporcional,esto es:cuando era necesario.

Me llamó bastante la atención que el último día apareció allí un chaval de Navas de San Juan sobrino de Ruiz Palomares y muy renacuajo.Se puso delante y le intentó dar alguna tanda,pero este muchacho destacó más por su habilidad para mancornar las vacas,porque el tio las coge al vuelo.Y también me llamó poderosamente la atención que el sábado se trajeran a un chaval de la Escuela de Alcalá de Guadaira que a la postre fue el que más palos se llevó al torear.No entiendo esa cortesía de invitar a una escuela sevillana cuando lo ideal hubiera sido invitar a la de Baeza,que pasa por su mejor momento al colocar al “Viruta” en las becerradas,al Rojas en las novilladas y proclamarse Sánchez Plaza vencedor absoluto de las becerradas de Andalucía.En fin.

Pasando a otros aspectos,un año más se produjo un total desorden en los tendidos debido al ir y venir de público que entraba,se sentaba,no entendía el asunto y se las piraba.Hay que cuidar los comentarios por parte del director de la Escuela y en algún momento por parte de los ganaderos pues un micrófono abierto juega malas pasadas y todo al final se oye.Además,el comienzo el viernes no pudo ser más estrepitoso con el bochornoso espectáculo ofrecido a Juan Muñoz el de Nuestro Jaén por estar ahí para hacer fotos.Lamentable.

Y por último destacar el aire del sábado que jugo malas pasadas a los que ahí se pusieron y también los más de 30 º del domingo por la mañana en una plaza sin sombra alguna:sudé como los pollos y me quedé más colorao que un salmonete.

Veremos a ver si el año que viene tendremos nuestra parcelita taurina los aficionados cuando llegue Equima